La responsabilidad personal ante el COVID 19

0
565

En las últimas semanas hemos tenido que acostumbrarnos a términos que hasta ahora no conocíamos. Y, en los últimos días, esos términos han dado paso a situaciones también nuevas que requieren un esfuerzo personal de adaptación. Confinamiento, estado de alarma, miedo al contagio, medidas de higiene, aislamiento… Estos son solo algunas de las situaciones que ya forman parte de nuestra realidad cotidiana y ante la que solo cabe la responsabilidad personal para evitar los contagios y para sobrellevar los días o semanas que tengamos que permanecer en casa y hacerlo de la forma más oportuna.

La información llega a través de todos los medios de comunicación y se mueve veloz a través de las redes sociales. Pero solo hemos de fiarnos de la información fiable, de aquella que llega de fuentes reconocidas y fiables y de las autoridades sanitarias.

¿Cómo plantarle cara a esta situación? Todos los expertos coinciden en señalar que uno de los grupos más vulnerables ante este virus es el formado por las personas mayores, y también aquel que forman las personas con ciertas patologías previas. Enfermedades como las dolencias cardiacas, respiratorias y aquellas que afectan directamente al sistema inmunológico. De ahí que sean estos grupos los que deban extremar las precauciones de forma muy especial.

¿Qué hacer para dotar de normalidad el día a día de nuestros mayores? Los expertos que hemos consultado refieren que, dado que es necesario estar en casa, es recomendable seguir unas rutinas cada día. La Fundación Matia ha elaborado un decálogo que resume esas recomendaciones:

  • Mantén una rutina cotidiana de contacto.
  • Procura mantener un tono positivo y afectivo en las comunicaciones.
  • Anímale a hacer sus rutinas de cuidado personal.
  • Asegúrate de que come bien y de que tenga los medicamentos que necesite.
  • El entretenimiento también debe formar parte de la rutina. Y la imaginación es buena baza para darle forma.
  • Hazle llegar fotos de sus familiares, o notas de voz utilizando las nuevas tecnologías.
  • Recuérdale su fortaleza, demostrada ya en otras situaciones del pasado.
  • Anímale a contactar con amigos y vecinos.
  • Escúchale y responde a las dudas que pueda plantear sobre esta situación.
  • Si es posible, reparte ese contacto entre familiares y amigos.

Estamos ante una situación excepcional que ha cambiado nuestra forma de vivir y eso, según los psicólogos, debe servir para aprender y crecer como personas y como sociedad.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí