Comer de forma consciente

0
64

 

Debido al ritmo frenético que llevamos en el día a día, el comer con prisas, de pie, sin seguir un ritmo de horarios, es algo habitual, pero se nos escapa un detalle: la importancia de llevar una dieta con control, es decir, estar atentos al momento de comer. Lo que se conoce como Mindfoodness (alimentación consciente).

Igual que debemos llevar una dieta variada y equilibrada, debemos crear el hábito de controlar lo que comemos y qué comemos, controlando las ingestas y con ello mejoraremos nuestras dietas y a su vez, eso nos ayudará a prevenir enfermedades como la obesidad. El llevar una dieta controlada nos ayuda a comer por necesidad no por factores externos (ansiedad, cansancio…) que en ocasiones nos provoca comer, llevándonos a los tan frecuentes atracones, a ingestas cargadas de calorías pero que no nos aporta los nutrientes necesarios que nuestro organismo precisa para realizar sus distintas funciones. Aprendamos a reducir los antojos y a comer verdaderamente por necesidad, a comer aquellos alimentos que nuestro cuerpo precisa y las cantidades necesarias.

Actualmente disponemos de talleres, cursos, charlas, etc. impartidos por profesionales de la nutrición en las que nos enseñan a manejar a nivel cognitivo, conductual y emocional el momento, las cantidades y la forma de comer, a interpretar las señales de nuestro cuerpo, a diferenciar el hambre psicológico del hambre fisiológico, a reconocer la saciedad de nuestro cuerpo y a disfrutar del bocado que ingerimos.

Algunos de las principales recomendaciones que todos debemos llevar a cabo son:

·         Hacer que la hora de comer sea eso, la hora de comer y olvidarnos de consultar el móvil, de contestar mensajes, ver la televisión, hablar por teléfono…

·         Comer despacio saboreando cada uno de los bocados empleando al menos 20 minutos para comer.

·         Preparar la mesa correctamente: mantel, plato, esmerarnos en la decoración de la mesa como si fuéramos a recibir invitados.

Comer conscientemente evita conductas nocivas que a la larga perjudican nuestra salud. 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here