Mantén a raya tu colesterol

0
109

¿En tus últimos análisis clínicos has comprobado que los niveles de colesterol están por encima de lo normal? ¿Te preocupa de qué manera puedes mantener a raya esos niveles elevados? ¿Sabes cómo influyen esos niveles elevados en tu salud, o cómo la alimentación puede ayudarte a normalizarlos?

A estas y otras preguntas ha respondido el vicepresidente de la Fundación Española del Corazón, FEC, el doctor José Luis Palma, recordando que el colesterol es una sustancia grasa natural que está presente en todas las células del cuerpo. «La mayor parte del colesterol se produce en el hígado, aunque también se obtiene a través de algunos alimentos», señala. De ahí que, para el normal funcionamiento del organismo, es necesario.

El colesterol influye decisivamente en nuestra salud. El doctor Palma nos explica por qué: «La sangre conduce el colesterol desde el intestino o el hígado hasta los órganos que lo necesitan y lo hace uniéndose a partículas llamadas lipoproteínas. Existen dos tipos de lipoproteínas: las de baja densidad (LDL), que se encargan de transportar nuevo colesterol desde el hígado a todas la células de nuestro organismo; y las de alta densidad (HDL), que recogen el colesterol no utilizado y lo devuelven al hígado para su almacenamiento o excreción al exterior a través de la bilis».

Cuando las células no pueden absorber todo el colesterol que circula por la sangre, lo que sobra se deposita en la pared de la arteria, lo que contirbuye a su progresivo estrechamiento, «originando arterosclerosis», apunta Palma. «Si un enfermo de ateromatosis mantiene muy bajos sus niveles de colesterol en sangre puede lograr que ese colesterol pase de la pared arterial nuevamente a la sangre y allí sea eliminado». Por ello, se recomienda a los pacientes que han sufrido infarto de miocardio o accidente cerebral que mantengan cifras muy bajas de colesterol para intentar limpiar así sus arterias, aclara el doctor.

En lo que se refiere a los factores de riesgo más importante que tenemos que tener muy presentes, el doctor recuerda que éstos son una alimentación rica en grasas, el tabaco y llevar una dieta sedentaria.

 

La alimentación: la gran aliada.

Como apuntaba el doctor Palma, la alimentación es clave para mantener esos niveles de colesterol a raya. Una alimentación que debe ser rica y equlibrada. Y la dieta Mediterránea ha demostrado tener grandes beneficios para la salud cardiovascular. De modo que, como apunta el experto, «una buena elección de los alimentos que ingerimos nos ayudará a reducir el colesterol que ingerimos».

Los alimentos que debemos incluir en nuestra dieta son los siguientes:

  • Aceite de oliva virgen extra, «porque contiene principalmente ácidos grasos monoinsaturados», grasa cardiosaludable que ayuda a disminuir el colesterol.
  • Nueces y frutos secos, ricos en fibras, vitaminas, minerales y antioxidantes, «ayudando a prevenir numerosas enfermedades y a reducir el colesterol».
  • Pescado azul, porque contiene un tipo de grasa cardiosaludable y ácidos grasos omega 3.
  • Algunos lácteos que contienen esteroles vegetales «y ayudan a reducir los niveles de colesterol».
  • Frutas, verduras, hortalizas y legumbres.
  • Carnes blancas (mejor que rojas).
  • Pan y cereales integrales.
Doctor José Luis Palma, vicepresidente de la Fundación Española del Corazón.

Además, de una alimentación rica y equilibrada, es recomendable hacer ejercicio físico «de intensidad moderada de manera regular y dejar el hábito tabáquico», añade el doctor. Apunta, también, que aquellas personas a las que se les diagnostica hipercolesterolemia (es decir, que el colesterol total supera los 200 mg/dl), deben respetar además, una buena adherencia al tratamiento pautado por el especialista.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here