«Hay que dar al mundo alegría de vivir de mil maneras»

0
179
Lucrecia de mil maneras es el título del nuevo trabajo musical de la artista que, según sus propias palabras, es reflejo de su ser y su sentir, porque viene a expresar sus mil maneras «de sentir, de mil maneras amando y dándole al mundo alegría de vivir«. Un álbum que salió el pasado 21 de mayo y que Lucrecia ha madurado durante la pandemia, lo que marca el espíritu y el objetivo de este trabajo porque, como afirma su autora, «quiere transmitir alegría» en un momento complicado para todos. Positividad, color, saber mirar el lado bueno de todo lo que acontece en nuestra vida, vuelven a convertirse en la seña de identidad de su creación y, una vez más, vuelve a impregnar cada una de las notas que nos regala. 

 

El 21 de mayo salió este trabajo que, ¿qué tiene de especial?

Tiene de especial este momento que estamos viviendo. Es un trabajo que ha sido compuesto, producido, con los tiempos que nos ha traído la pandemia. Y es un reencuentro conmigo misma, con el piano como compositora, viendo nuestra realidad, y, sobre todo, una unión maravillosa con profesionales de Miami, Barcelona y Madrid.

 

El título de este álbum, Lucrecia de mil maneras, ¿podría ser una descripción perfecta tuya como artista?

Sí, así es. De mil maneras haciendo música, de mil maneras viviendo, de mil maneras amando y de mil maneras dándole al mundo alegría de vivir.

Este trabajo es el ejemplo de que, incluso en una situación tan complicada y dolorosa como esta, puede nacer la belleza.

En todo momento, incluso en este terror que estamos viviendo, siempre pensé en positivo, en canciones que diesen alegría. Alegría para las familias como mi canción Familia, De mil maneras que es un merengue, un estilo musical latino muy querido y cadencioso, que todo el mundo baila. También hay canciones románticas, el homenaje a nuestra reina de la salsa Celia Cruz, y a raíz de la promoción de los Premios Alegría de Vivir surgió el hacer una nueva versión de Mi gente, que se estrenó hace nada más que 20 años. Un tema que es muy especial para mí, que compuse embarazada, que me ha dado dos premios de la música, sirvió como himno al Mundial de fútbol, y en este disco hacemos una versión renovada junto a Ariel de Cuba, que es un músico maravilloso de música urbana, que espero sea una delicia para todos porque es cierto que cada vez que canto esta canción todos me dicen que disfrutan con ella, que es como un himno ya, que les invita a bailar y les da alegría.

¿Qué papel crees que habéis tenido los artistas a  la hora de paliar la situación que hemos vivido, regalando la posibilidad de vivir momentos bonitos con vuestras creaciones?

Creo que un papel importantísimo, igual que los medios de comunicación porque todos hemos tenido que reinventarnos. Por ejemplo, las entrevistas presenciales se hacen ya con normalidad a través de las plataformas digitales, y los medios en este tiempo han llevado las noticias a todos. Todos nos hemos reinventado y sobre todo fomentando la empatía entre las personas. Los artistas hemos hecho nuestro trabajo que es dar amor y dar cultura.

 

Sois uno de los sectores más castigados por la crisis sanitaria. ¿Crees que podremos devolveros todo lo que nos habéis dado durante estos meses tan complicados?

Dios lo querrá. Sí, así lo creo. Hace un año estábamos en casa y en cada programa desde el que me llamaban, cantaba al piano en directo desde mi casa el tema Familia. Canción que se compuso el 29 de marzo y se estrenó el 4 de abril. Además, como anécdota y recuerdo de aquellos meses, en el edificio en el que vivo a las 8 de la tarde ponían música tras los aplausos. Una vecina me pidió si podía cantar para ellos y, créeme que todavía me emociono cuando lo recuerdo. Porque aunque soy muy alegre soy una persona que me cohíbo. Pero salí al patio de casa, hice mi repertorio, los vecinos cantaban conmigo las canciones. Y cuando pasa el tiempo me encuentro en el aparcamiento a un señor que no conocía y me dice: “Gracias por el concierto que ofreciste al principio de la pandemia, porque nos hiciste sentir a todos como una gran familia”. Imagínate la emoción que sentí. Con esto quiero decirte que tú nunca sabes cuantas personas pueden escucharte, a cuantas puedes hacer bien… es tan bonito nuestro trabajo. Esa es la grandeza, la belleza y la sencillez porque tú hablas con toda tu alma y no sabes quién te puede escuchar, a quién le puedes hacer bien, a quién puedes calmar. Por eso hablaba de la empatía que en estos momentos ha crecido mucho, mucho. La empatía y la solidaridad.

 

En ese tema, Familia, se recogen los valores que son para ti más importantes. ¿Han cambiado esos valores tras este año?

No, no han cambiado, han crecido (ríe). Se han fortalecido más, mi familia, el amor, el respeto, la admiración, la importancia de escuchar, de mirar de reír y de llorar. Tanto valores como emociones, todo ha crecido tanto que me siento tan feliz, dentro de todo. Porque nos hemos centrado en nosotros, así lo dice mi hijo, mi esposo, mis padres, creo que todos lo hemos hecho. Las videollamadas, por ejemplo, son esa visita que haces a casa de tus padres para mirarles y hablar con ellos. Todo eso es familia, es amor, tu corazón, tus raíces, es algo que no se puede perder y que hay que cuidar y hacer crecer cada día porque son tus valores, tus pilares, es lo que te hace sentirte fuerte en casa para poder dar a la humanidad todo lo que tienes.

«Todos nos hemos reinventado y sobre todo fomentando la empatía entre las personas»

El primer sencillo que lanzas en abril es Latinoamericando voy, ¿será un nuevo himno para los latinos de todo el mundo?

Ojalá sea así (sonríe). Es una canción llena de emoción, llena de respeto, de admiración hacia la cultura latina. Estamos en el mundo entero con nuestra cultura, nuestro arte, nuestra manera de ser, nuestro intelecto, nuestra voz, a nivel mundial. Y Dios lo quiera que les guste a todos los latinos porque se ha grabado con emoción desde Miami con Braily Ramos, Bayron Ramos y Pedrito Camacho, y en Barcelona grabé la voz. Durante la grabación todos los músicos nos emocionamos y esa es la emoción que da la canción. Es un canto a la unidad.

 

Hablar de latinos hoy es hablar de una cultura con muchos colores y con muchas aristas.

Así es. Como digo yo mi América es un paraíso cual caprichos de pintores, quien lo disfruta lo palpa y también le rinde honores. Tiene sus luces, sus sombras, todos sus colores, es un continente amado, visitado, y también es cierto que hemos sido apaleados a nivel cultural e histórico. Pero aún así somos una cultura, negros, blancos, indios, todos mezclados, dispersos por todo el mundo, por donde seguimos dando nuestro amor, nuestra dulzura, nuestra simpatía y nuestro intelecto. Somos personas que estamos por el mundo dando lo mejor de nuestra cultura e integrándonos allá donde vamos.

«De mil maneras haciendo música, de mil maneras viviendo, de mil maneras amando»

En el disco haces un dueto con Antonio Machín. ¿Cómo ha sido esta experiencia?

Es un regalo de vida. Es que este disco es pura emoción de poesía, de música, de colaboración. Emociona componerle a nuestra Celia Cruz su Canta, Celia canta. Y es un regalo que llegó hace muy poquito gracias de Divucsa y a Sergi Vila que me dijo: “Hice una carta a los Reyes Magos diciéndoles que me gustaría que Lucrecia pueda hacer un dúo con nuestro gran Antonio Machín”. Se puso en contacto conmigo y rápidamente nos pusimos de acuerdo. Cuando estaba grabando en el estudio no podía creerlo, porque quién me iba a decir a mí que iba a cantar a dúo con el gran Machín. Yo lo conocí aquí en España, estaba con la Orquesta Anacaona de gira y al parar en una gasolinera compré una casete de Machín porque quería conocer a ese cantante del que todo el mundo hablaba. Me escuché todo su repertorio y me quedé fascinada con ese tema que popularizó en Estados Unidos, El manisero, o Dos Gardenias muy popular en España, un tema de mi maestra y adorada Elisenda Carrillo. Fíjate cuántos puntos en común. Y cuánta emoción poder grabar junto a él Dos Gardenias y Madrecita, una canción que es puro corazón, que yo no podía cantar porque me daba sentimiento, no podía evitar llorar. Pero en este momento me ha emocionado especialmente, soy madre y se la dedico a mi mamá, a todas las madres y abuelas del mundo. Además lo lanzamos cuando se acercaba el Día de la Madre, y para mí es un gran honor poder cantar con él esta canción.

 

Todo esto en un solo disco Lucrecia.

Sí, en este disco vais a encontrar merengue, salsa, bolero, pop latino urbano, todo esto es mi abanico musical. Con Los Lunnis de leyenda abrí este maravilloso camino en 2007, el poder llevar una gran cantidad de géneros musicales para llevar cultura también a la niñez y a las familias.

 

El año que viene celebras el X Aniversario de tus premios Alegría de Vivir. ¿Cómo encaras esta celebración?

Exactamente, celebramos ya 10 años de unos premios que nacieron durante la crisis en 2013 y llegamos al 2022 con otra crisis, esta económica y sanitaria. Los últimos ya se celebraron vía streaming y decidí junto al jurado que iríamos a entregar el galardón personalmente a cada entidad premiada. Y así llevamos el premio donde está el corazón de cada premiado. Ha sido una experiencia preciosa, con todas las medidas que había que seguir, con todos los cuidados, pero muy emocionante. En esta décima edición queremos despertar la alegría de vivir, objetivo con el que nacieron los premios, trasladar todo nuestro respeto y admiración a las personas que cada día nos dan alegría de vivir. Es algo que siempre tenemos que tener presente en cada momento en nuestras vidas. En todo hay alegría de vivir. Y aunque tengamos muchos problemas, siempre hay que dejarse invadir, aunque solo sea un segundo, por la alegría, porque esa es la vida y tenemos que vivirla con positividad, dentro de todos los problemas que podamos tener.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here