«Enséñame a despedirme», una iniciativa de Albia para afrontar el duelo

0
81

Si hay algo realmente duro en la vida, eso es la pérdida de un ser querido. El dolor, la impotencia y la tristeza son sentimientos que invaden a los familiares y amigos que sufren tan terrible situación, en la que, en muchas ocasiones, no se sabe cómo actuar ni como aliviar la pena.

Desgraciadamente, en la mayoría de los casos es el colectivo senior el que, por diferentes circunstancias, pasa por este tipo de experiencias.

En este sentido, Albia, empresa líder en el sector funerario, pone a disposición de las personas mayores –así como para todo aquel que esté interesado- el tercer número de Enséñame a despedirme, una colección compuesta por ocho guías en las que se abordan distintos procesos de duelo en función del tipo de perdida.

En esta tercera publicación, llamada Duelo en personas mayores, se establecen las pautas y guías para poder gestionar el duelo –en personas mayores- y servir como acompañamiento emocional tras la pérdida de un ser querido.

Según indica la compañía, a partir de la edad de 65 años las personas comienzan a experimentar importantes alteraciones en diferentes ámbitos; como en el área laboral –por la jubilación-, la salud o el bienestar emocional. Durante esta edad, las personas sufren, en mayor medida de lo habitual, el fallecimiento de seres queridos cercanos, por lo que el impacto emocional es notable.

Albia hace especial hincapié en los miedos que pueden generar la pérdida de un ser querido en este colectivo; temor a la soledad, el envejecimiento o la ansiedad ante el fallecimiento.

La vejez es una etapa de cambios, en la que el cúmulo de experiencias adquiridas por la persona a lo largo de su vida se reinventa para adaptarse a un nuevo contexto vital.

En palabras de Marian Carvajal, Responsable de Atención Emocional de Grupo Albia, “a pesar de que en personas mayores la cercanía a la muerte se acepta de manera más natural que en personas de menor edad, pueden brotar sentimientos de tristeza y preocupación en casos o circunstancias concretas como el aislamiento o la dependencia física, socioeconómica o familiar.”

El impacto psicológico suele ser el aspecto que más influye en las personas mayores que sufren la pérdida de un ser cercano. En especial, las mujeres son el colectivo que más experimentan este tipo de miedos debido a la viudedad, provocada por su mayor esperanza de vida. Entre los síntomas que menciona Albia, podemos encontrar tristeza, ansiedad o incertidumbre al pensar en el futuro.

De esta manera, la firma ha desmentido una serie de mitos acerca de los efectos de la vejez, provenientes de falsas creencias alimentadas la sociedad. Para ello, Albia ha proporcionado datos reales y contrastados que contradicen a los falsos mitos relacionados con las personas mayores. Por ejemplo, entre otros pensamientos, se tiende a creer que las redes sociales e internet no son para ellos y, sin embargo, la realidad es que un 41% de personas mayores de 65 años utilizan internet.

Entre las diversas actividades que Albia propone para disfrutar el tiempo con los mayores se encuentran:

  • Compartir momentos para charlar, recordar anécdotas, visualizar fotos y vídeos, etcétera.
  • Incentivar su participación en actividades grupales.
  • Promover un estilo de vida saludable marcado por el deporte, una correcta alimentación e hidratación, así como relaciones sociales y familiares de calidad.

Con este tercer número de Enséñame a despedirme, Grupo Albia mantiene su firme compromiso con el bienestar y cuidado de las familias, proporcionando todo tipo de herramientas y servicios que ayuden a mitigar, en la medida de lo posible, el dolor que supone la pérdida de un ser querido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here