If

0
809

Me bañé con el aire de la mañana,
y mil besos le di.
Me volví…
porque sentí su voz en nana.

Cerré los ojos,
lento… me perdí.

La lluvia empapando mi cara
me arañó con su templada agua,
yo tan solo me dejé.
Corrí para soñar,
crucé la puerta, descalzo
casi… casi sin pisar,
y me tragué
la luz que apareció sin avisar
de un Sol
que acababa de nacer.

Dentro…
de aquel lago del bosque
me hice el muerto en su orilla
y me llevó hasta el centro.

Abrí los ojos,
no para mirar…

Quería ver
y me encontré con un cielo de metal.
Entre el principio y el final
tan solo hay puro placer.
Quiero dejarme llevar.



Las lunas siempre son llenas
solo esconden su mitad.

http://losangelesnosmirandurmiendo.blogspot.com.es/

 

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here