Cómo ayudar al organismo tras la Navidad

0
39

Ha pasado las fiestas navideñas, unos días en los que sin darnos cuenta hemos aumentado unos kilos a nuestro peso habitual, ahora toca “limpiar nuestro organismo” y para ello podemos ayudarnos de los alimentos.

Es importante que incluyamos en la dieta un aumento de verduras de hoja verde ya que nos van a ayudar a eliminar toxinas, verduras como los berros, las espinacas, la lechuga, la acelga… nos ayudarán a desintoxicarnos y a que nuestro hígado realice mejor sus funciones. No debemos olvidarnos de la zanahoria -ricas en betacaroteno, flavonoides y glutatión- que ayudan a desintoxicar y mejorar la función del hígado.

Las frutas también nos van a ayudar: la papaya, el melón y el kiwi –activarán el intestino- y con ello combatiremos la retención de líquidos y el estreñimiento. Pero, en general, todas las frutas gracias a sus vitaminas, antioxidantes y desintoxicantes ayudarán a sentirnos mejor y a que nuestro organismo elimine todas las toxinas. Son ideales las macedonias en las que podemos incluir diferentes frutas y con sus diferentes colores hacen que sean apetecibles además de deliciosas.

Recordemos aumentar la ingesta de líquidos, estar más hidratados es importante, para ello podemos ayudarnos de las deliciosas infusiones; el té verde no sólo depura toxinas sino que gracias a uno de sus componentes: las catequinas -antioxidante- aumenta la función hepática; el jengibre es una especia que aumenta el metabolismo, favorece la eliminación de toxinas, mejora la función hepática además de ayudarnos prevenir enfermedades, combate las migrañas, es un efectivo relajante muscular, mejora la digestión, reduce la hinchazón y los gases, ayuda a mejorar y reforzar nuestro sistema inmunológico, es un rico antioxidante. Se puede incluir también rallado en las ensaladas, en los zumos, etc.…

La cúrcuma, también va a ayudar a desintoxicar al hígado: estimula la producción de bilis por su alto efecto colerético con lo que favorece la metabolización de las grasas y elimina toxinas.

Además, no olvidemos: eliminar fritos, harinas y azúcares refinados, cambiar las bebidas industriales por agua, infusiones o zumos naturales; realizar ejercicio a diario, comer alimentos frescos, y muy importante…. Dormir lo suficiente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here