Controla tu alimentación para no ganar peso

0
23

Controlar nuestra alimentación es importante siempre, en cualquier época del año, para no ganar peso y para mantener un estado de salud adecuado. Por eso es vital, de cara a este verano y tras estos meses de confinamiento, cuidar la alimentación para no ganar peso.

Para evitar llegar al final del verano con unos kilos de más y con baja energía la responsable del unidad de Dietética y Nutrición de Blue Healthcare, Itziar Álamo, ofrece algunos consejos para cuidar la alimentación desde el inicio:

1. Mantener una buena hidratación. Es necesario vigilar la ingesta diaria de agua ya que, con las altas temperaturas, aumenta la sudoración y la actividad al aire libre. Debes saber que beber agua unos 30 minutos antes de cada comida nos ayuda a tener una sensación de saciedad y, por tanto, a reducir el aporte calórico en un 10-30%. Por otro lado, las verduras y frutas son los alimentos que más agua aportan -junto a nutrientes, como vitaminas y minerales-, de forma que, alimentos como la sandía o el melón pueden aportar hasta una cuarta parte del agua que necesita el organismo; por ello, su consumo en verano es muy recomendable.

2. Eliminar las bebidas calóricas. Debes evitar a toda costa los refrescos azucarados, ya que son bebidas que no aportan nutrientes para el organismo y son ricas en calorías vacías. Además, el azúcar desencadena la liberación de una hormona, la insulina, que afecta al aumento de peso. Muchas bebidas azucaradas producen distensión abdominal y pesadez tras las ingestas.

3. Aumentar la ingesta de pescado frente a la carne, moderando el consumo de carne roja. Se aconseja tomar pescado azul (sardina, caballa, atún, bonito y salmón, entre otros.)

4. Realizar tres ingestas de alimentos importantes al día. Un buen desayuno, después de 8 horas mínimo de descanso, una comida importante y una cena ligera. Los ayunos intermitentes, dirigidos por un médico o nutricionista en pacientes que tienen dificultad para bajar de peso y en deportistas, son muy recomendables.

5. Técnicas de cocción sencillas. Te recomiendo utilizar técnicas tales como la plancha, el vapor o el grill; evitar los empanados, rebozados, fritos y guisos que elevan las calorías innecesariamente.

6. Consumir fibra y antioxidantes naturales. Las verduras y frutas son una buena fuente de fibra y ayudan a regular el ritmo intestinal.

7. Se recomienda reducir los alimentos ricos en azúcar, como fruta en almíbar, mermeladas, productos de pastelería y bollería. Los edulcorantes con aspartame y ciclamato son tóxicos para el organismo. En su lugar, puedes usar la stevia o miel natural como endulzantes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here