Llega a España la compañía Galapagos

0
102

Llega a nuestro país la compañía biotecnológica Galapagos que, de origen belga y con más de 20 años de recorrido, se centra en la investigación para ofrecer nuevas opciones de tratamiento a pacientes españoles con necesidades médicas no cubiertas. El director General de la compañía en España, Carlos Hoyo, ha reconocido que la firma está en un momento único «porque hemos comenzado a comercializar un fármaco innovador. Recientemente la Agencia Europea del Medicamento ha aprobado nuestro primer medicamento para tratar la artrosis reumatoide«. Hoyo ha reconocido que el «ADN de la compañía es la I+D», de hecho explica que el 80 % de la inversión se dedica a este área. También ha señalado que, en ese empeño de dar respuesta a necesidades que aún no están cubiertas, «estamos investigando en áreas como la inflamación y la fibrosis«.

Aspecto que subraya el director Médico de Galapagos en España, Fernando Osorio, quien explica cuál es su forma de trabajar: a través de una Plataforma de Descubrimiento de Dianas, «que es lo que  nos diferencia».

Trabajan a partir de células humanas de pacientes enfermos, «los genes de estas células pueden expresar de manera defectuosa una serie de proteínas que pueden provocar inflamación. A lo largo de estos años de investigación lo que hemos hecho ha sido desarrollar un ‘catálogo’ de más de 6.000 adenovirus que introducimos en estas células humanas de pacientes enfermos con el fin de ‘silenciar’ determinados genes. A partir de ahí, descubren cuáles son las proteínas que son decisivas en la enfermedad. Proteínas a las que llaman dianas. Es entonces cuando desarrollan pequeñas moléculas, «potenciales medicamentos», que sean capaces de ralentizar o suprimir a las proteínas. «No queremos tratar solo los síntomas de la enfermedad, sino ir a la raíz de la misma», apunta Osorio.

La Plataforma de Descubrimiento de Dianas es lo que ha permitido a Galapagos desarrollar una molécula que ha recibido recientemente la aprobación de la Comisión Europea como una nueva opción terapéutica para los pacientes de artritis reumatoide, y que será comercializada en Europa por Galapagos en colaboración con su socio Gilead Sciences. “Ya estamos trabajando para que llegue pronto a los pacientes españoles”, afirma Carlos Hoyo.

Se trata de un fármaco oral, de una toma diaria, y es un inhibidor preferente de JAK1, una vía de señalización celular. Los inhibidores JAK son pequeñas moléculas capaces de atravesar la membrana de las células e inhibir de forma más o menos específica diferentes vías de señalización, implicadas en enfermedades como la artritis reumatoide.

Además de los avances en artritis reumatoide, “la investigación de Galapagos se centra principalmente en enfermedades inflamatorias y fibrosis pulmonar: dos moléculas en proceso de desarrollo han mostrado resultados muy prometedores para los pacientes y actualmente se encuentran en una etapa avanzada de la investigación”, concluye Fernando Osorio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here