Las mujeres mayores de 55 años son quienes más lotería de Navidad compran

0
44

De los casi 26 millones de españoles que participan en el Sorteo Extraordinario de Navidad, quienes compran un mayor número de décimos son aquellos que tienen entre 55 y 64 años de edad. Así se desprende del Anuario del Juego en España 2019, documento que refleja que las ventas para este sorteo, el año pasado, alcanzó los 2.819 millones de euros, lo que equivale a casi 61 euros por personas.

Según el informe Juego y Sociedad de 2018 los que participan en el sorteo lo hacen, a veces de manera inconsciente, con la intención de no quedarse fuera de una espiral de ‘intercambio de suerte’ que recorre todo el país. De ahí que sea habitual las peticiones de décimos de otras regiones de España.

Por sexo, las mujeres compran más Lotería de Navidad que los hombres: el 75% de ellas lo hace frente a 72’5%. Por edad, el 82,2% de las personas de entre 55 y 64 años participa en el sorteo; aunque bien es cierto que, salvo los más jóvenes (de 18 a 24), la participación en la Lotería es bastante alta en todas las edades.

¿Qué comunidad autónoma es la más aficionada a este sorteo? Madrid está al frente, ya que aquí se vendieron, en 2018, el 16,9 % del total de décimos. Por detrás se sitúa Andalucía, con 13,9% de las ventas (más de 390 millones) y 46,8 euros por habitante; y Cataluña, con el 12,9%, más de 360 millones vendidos y 48,4 euros por persona. La Comunidad Valenciana es la última con cifra de ventas por encima de los 10 puntos porcentuales, con 11,7%, 331 millones en ventas y casi 67 euros por habitante. En el otro extremo, La Rioja (1%) y Baleares (1,6) fueron las comunidades en las que menos boletos de Lotería se vendió.

Y cada año son más los ciudadanos que realizan la compra de sus décimos a través de Internet. Nueva vía de compra ante la que hay que tomar ciertas precauciones, como aseguran los expertos de Acierto.com. Estos expertos alientan a utilizar webs fiables, que cuenten con verificaciones y opiniones de otros usuarios, revisar la política de contacto, el importe de la compra. Y hay que sospechar de los precios demasiado bajos.

Otro aspecto fundamental es revisar el protocolo de seguridad de la web: en la url, tras el http debería figurar también una ese, es decir, https. La presencia de un candado en la parte inferior o superior de la ventana es otro indicativo de seguridad y de que la página emplea un certificado digital reglado que confirma su autenticidad y que los datos viajan por ella de forma cifrada.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here